MEXICO.  COAHUILA.  Penal Code, 28 May 1999.

 

* * *

 

Artículo 357.- Figura típica de aborto. Comete aborto quien causa la muerte al producto de la concepción en cualquier momento del embarazo.

Artículo 358.- Sanciones para el aborto consentido. Se aplicarán de uno a tres años de prisión y multa: a la mujer que se procure su aborto o a la persona que la hiciere abortar con el consentimiento de aquélla.

Si la mujer obró por motivos graves, se aplicarán de tres días a seis meses de prisión y multa. Son motivos graves los siguientes:

I.- Temor razonable de graves alteraciones genéticas o congénitas. Cuando exista el temor razonable de graves alteraciones genéticas o congénitas del producto.

II.- Violación. Cuando el embarazo sea resultado de una violación y el aborto se practique después de los noventa días de la concepción.

III.- Circunstancias especiales. Cuando obre una o más circunstancias que racionalmente atenúen el grado de punibilidad.

Lo que se prevé en la fracción anterior se podrá apreciar desde que se ejercite la acción penal, sin perjuicio del grado de punibilidad que se determine en la sentencia de condena.

Artículo 359.- Sanciones para el aborto no consentido. Se aplicará prisión de tres a ocho años y multa: a quien haga que una mujer aborte sin su consentimiento. Cuando emplee la violencia física o moral, las sanciones serán de tres a nueve años de prisión y multa.

Artículo 360.- Sanción adicional a médicos, parteros o enfermeros que causen el aborto. Si el aborto lo causa un médico, partero o enfermero, además de las sanciones que les correspondan conforme a los artículos anteriores, se les suspenderá de dos a seis años en el ejercicio de su profesión u oficio.

Artículo 361.- Aborto no punible. No se sancionará el aborto en cualquiera de los casos siguientes:

I.- Culpa sin previsión de la mujer. Cuando se cause por culpa sin previsión de la mujer embarazada.

II.- Violación. Cuando el embarazo sea consecuencia de una violación y se practique el aborto dentro de los noventa días siguientes a la concepción.

III.- Peligro de muerte de la mujer embarazada. Cuando de no provocarse el aborto, la mujer embarazada corra peligro de muerte a juicio del médico que la asista, oyendo éste la opinión de otro médico, siempre que esto sea posible y la demora no aumente el peligro.

IV.- Alteraciones genéticas o congénitas graves. Cuando se practique con el consentimiento de la madre y a juicio de un médico exista razón suficiente para suponer que el producto padece alteraciones genéticas o congénitas, que den por resultado que nazca un ser con deficiencias físicas o mentales graves.

 

* * *